Sergio Sarmiento / Jaque Mate
Corruptos y faraones
2016-02-14
“México tiene un rostro joven. Esto permite pensar y proyectar un futuro, un mañana. Eso da esperanza.”
Papa Francisco
CUERNAVACA, MORELOS.- Lo primero es entender la pasión que el Papa genera entre los católicos. Las grandes multitudes no son falsas. Millones de mexicanos están dispuestos a esperarlo durante horas para verlo solamente algunos segundos con los ojos llenos de lágrimas. Es fácil pretender que todo es una gran mentira construida por las televisoras. Pero a pesar de que se han transmitido otras programaciones en televisión abierta y restringida, sabemos que los ratings marcaran una clara preferencia por la cobertura de Francisco. Las empresas de medios sólo siguen el rumbo que marca el público.
El número de católicos en México ha venido cayendo a lo largo de las últimas décadas. Del 98.2 por ciento que se declaraba católico en el censo de 1950, en 2010 la cifra sólo alcanzaba 88.2 por ciento. Las visitas papales a nuestro país, que empezaron en 1978, no han revertido este descenso. La disminución en el número de católicos, sin embargo, no ha hecho mella en el entusiasmo de los que se mantienen en la fe. Lo vemos en las visitas de cada obispo de Roma o en las peregrinaciones anuales a la basílica de Guadalupe.
Las visitas papales pueden ser extraordinariamente disruptivas. Los cortes a la circulación y a servicios públicos indispensables como el Metrobús, que hoy goza de un monopolio en las avenidas principales de la Ciudad de México, por lo que su suspensión es una tragedia para muchos, hacen un daño enorme, especialmente entre los pobres y los trabajadores que carecen de vehículo privado. Las quejas por los cortes a la circulación han sido en esta visita mayores que en el pasado. Pero si se hiciera una encuesta no hay duda que la mayoría aceptaría la violación de los derechos de estas minorías a cambio de tener a Francisco en México.
El Papa ha mostrado una gran habilidad para mandar los mensajes adecuados en cada escenario en el que ha estado. A su llegada se apartó de la alfombra roja para besar a un niño enfermo y se tomó el tiempo para saludar y escuchar información sobre todos los funcionarios que le fueron presentados. A la clase política, reunida en pleno en Palacio Nacional, le dijo que “cada vez que buscamos el camino del privilegio o del beneficio de unos pocos en detrimento del bien de todos, tarde o temprano la vida en sociedad se vuelve un terreno fértil para la corrupción, el narcotráfico, la exclusión de las culturas diferentes, la violencia e, incluso, el tráfico de personas, el secuestro y la muerte, causando sufrimiento y frenando el desarrollo”. A los obispos en la catedral les advirtió: “No se dejen corromper, no pongan su confianza en los carros y caballos de los faraones actuales.” Tanto los políticos como los obispos aplaudieron. Ninguno se mostró aludido.
En la Basílica de Guadalupe, frente al presidente Peña Nieto, Francisco dijo: “En ese amanecer [la aparición de la virgen de Guadalupe], Dios se acercó y se acerca al corazón sufriente pero resistente de tantas madres, padres, abuelos, que han visto partir, perder o incluso arrebatarles criminalmente a sus hijos.” Sin embargo, en la basílica ofreció también una visión positiva de México, aunque hay sido sólo por tener “un rostro joven”.
Una visita papal, por supuesto, no cambiará el rumbo de nuestro país. Lo más probable es que la población católica mantenga su gradual descenso, sin que por ello los católicos más comprometidos pierdan un ápice de su intensidad. Los problemas económicos y sociales los tendremos que resolver poco a poco nosotros mismos, los mexicanos. No habrá una aparición que súbita y milagrosamente transforme el país.
Huitzilac
Me lo cuenta un vecino de Cuernavaca. En la madrugada del 1ro de enero fueron robadas tres retroexcavadoras que llevaban a cabo obras de cambio de drenaje en la calle de Ajusco, en Rancho Cortés. Los dueños ubicaron las maquinas por GPS en Huitzilac, pero la policía se negó a recuperarlas. “Ahí no podemos entrar -dijeron-- porque nos reciben a tiros.”
Twitter: @SergioSarmiento
DI Noticias Noche 20 de Mayo del 2015
Edicin Impresa
Portada 2017-10-20 Suscripciones Ediciones Anteriores